HISTORIA

La historia de Jamonzar se remonta hasta los inicios empresariales de los dos fundadores de la empresa Antonio Zarco y Carmela Urquizar que comenzaron su andadura dedicándose a comerciar, desde que tuvieron edad para ello, con todo tipo de productos durante la posguerra española, hasta llegar al mundo de las chacinas y la charcutería.

Comenzando con una pequeña tienda en el bajo de la residencia de la pareja, fueron labrándose un nombre como expertos chacineros y charcuteros. La familia Zarco desde hace varias generaciones estuvo unida al comercio y a la cría de cerdos, especialmente a partir de 1975.

La adquisición de San Pascual en 1998 (granja de cría de cerdos) sentó las bases del proyecto que hoy en día conocemos como Jamonzar. Este proyecto comenzado por Antonio y Carmela fue continuado y profesionalizado por sus cuatro hijos, Antonio, Enrique, José Manuel y Mª Carmen, que sacaron el máximo rendimiento a la charcutería/chacinería, crearon una distribución acorde con el volumen de negocio y se convirtieron en expertos productores de cerdos de calidad, suministrando a granjas de toda España.